Cristiano Ronaldo es sin duda uno de los mejores jugadores del mundo, sin embargo, a la hora de ser inmortalizado en bronce no tuvo buenos dividendos.