Josh Sargent, considerado como la nueva promesa de Estados Unidos agarra mal parada a la defensa y marca el primer gol ante Senegal.