Zambia encuentra su ritmo con una jugada espectacular que les da el segundo gol y el empate frente a Irán