En tiempo de descuento, tras una mala salida de Zambia y el rebote del portero Mangani Banda, Helder anota el único gol para Portugal.