El equipo sudamericano debió emplearse a fondo para superar a un combativo equipo hondureño que vendió cara la derrota.