Un gran partido fue el que ofrecieron los representativos de Sudamérica y Oceanía y que tuvo que definirse en la última instancia.