La jugadora de 24 años armó su propia jugada y la terminó con mucha determinación. Golazo de Estados Unidos.