Horarios

El país galo no reparó en gastos y se volcó como pocas veces en la justa femenil de fútbol.