Alberto fue el primer mexicano en la historia en ser campeón de la WWE, pero también recuerda los malos momentos que atravesó rumbo al a cima.