La piloto estadounidense publicó un vídeo donde realiza una postura poco ortodoxa. "No tenía expectativas. Sólo me dejé llevar", dijo.