Horarios

Caterine Ibargüén Mena: Río de Janeiro 2016 (Colombia, Atletismo)

BOGOTÁ, Colombia.  Nació el 12 de febrero de 1984 Apartado, Antioquia,  es una atleta colombiana. Caterine fue criada por su abuela tras la separación de sus padres debido al conflicto armado. Comenzó a jugar voleibol antes de practicar atletismo a los doce años, y su primer entrenador fue Wilder Zapata, quien al ver su potencial le propuso trasladarse a la Villa Deportiva Antonio Roldán Bentancour en Medellín. Allí inició su entrenamiento en 1996 con el técnico cubano Jorge Luis Alfaro en la especialidad del salto de altura.

Su carrera de logros, empezo con quince años de edad, ya que ganó su primera presea a nivel internacional al ubicarse en el tercer puesto del Campeonato Sudamericano de Atletismo de 1999 con una marca de 1,76 m.

Para el siguiente año comenzó a ser dirigida por la entrenadora cubana Regla Sandrino con quien fortaleció su desempeño en esa misma prueba, y muestra de ello fue su primera medalla dorada en los Juegos Bolivarianos de Ambato. Sin embargo, a partir de entonces comenzaría a competir en las especialidades del triple salto y salto de longitud en campeonatos de categoría junior. Precisamente, en el triple salto se agenció un récord nacional en esta categoría en el 2002 con registro de 13,28 m.

Ibargüen participó con la modalidad del salto de altura pudo asistir a sus primeros Juegos Olímpicos de Atenas en el 2004, aunque no pasó de la etapa preliminar.  

El 2006 Ibargüen compitió en el campeonato mundial en pista cubierta de Moscú, sin buenos resultados; pero lo que casi provocó su retiro del atletismo fue la frustración de quedar fuera de los Juegos Olímpicos de Pekín. No obstante, decidió trasladarse a Puerto Rico para estudiar enfermería en la Universidad Metropolitana donde también inició una nueva etapa deportiva bajo la dirección del entrenador cubano Ubaldo Duany.

Duany le recomendó a la colombiana que se enfocara en el salto de longitud y el triple salto. Fue esta modalidad la que le comenzó a dar los mejores resultados, cuando en el 2010 conquistó dos medallas de plata: la primera obtenida en el Campeonato Iberoamericano con nueva marca nacional de 14,29 m, y la otra en los XXI Juegos Centroamericanos y del Caribe.

El 2011 realizó un notable progreso de 14,30 m a 14,99 m en cinco meses. De hecho, este último registro igualó el mejor salto del año de Yargelis Savigne el día 13 de agosto durante el Gran Prix Internacional de Bogotá, Colombia. Con estas marcas se presentó al Campeonato Mundial de Daegu donde se agenció la medalla de bronce con un registro de 14,84 m, en lo que era la segunda presea para Colombia en la historia de este event. Ibargüen dedicó la obtención de la medalla a su país, y lo consideró como el mayor logro en su carrera deportiva hasta entonces; y —a pesar de su ya larga trayectoria en el atletismo— aseveró que esperaba mejores resultados en el futuro.

Para el año 2012 la antioqueña se presentó en las reuniones de Mónaco y el Grand Prix de Londres en el mes de julio por la Liga de Diamante; y en ambas obtuvo la victoria con marcas de 14,85 m y 14,66 m. Estos resultados le sirvieron de preparación para asistir por segunda ocasión a los Juegos Olímpicos que se desarrollaron en Londres, 2012.

Tras superar la fase preliminar, el 5 de agosto consiguió la medalla de plata con un registro de 14,80 m, la primera para Colombia en la historia del atletismo olímpico; ya que el único antecedente era la presea de bronce de Ximena Restrepo en Barcelona 1992.

Para iniciar el 2013, Ibargüen se presentó al Grand Prix de Medellín del mes de mayo con registro de 14,53 m, y con el objetivo puesto en el Campeonato Mundial de Moscú, que ya era su tercer campeonato del mundo, y llegó a la final en la que se alzó con la primera medalla de oro para Colombia en este evento. Fue en la segunda ronda de saltos que logró marcar 14,85 m, también alcanzando el mejor registro mundial del año que bastó para imponerse en la prueba. 

Ella se presentó en los Juegos de Toronto para defender el título panamericano de 2011, lo que logró con una marca de 15,08 m que no fue reconocida como nuevo récord continental al superar el viento a favor el límite de velocidad (+2,3 m/s). 

La victoria número veintinueve llegó precisamente en el campeonato absoluto de Pekín, donde revalidó su título del 2011 con una marca de 14,90 m en su cuarta ronda de saltos, por lo que igualó a la rusa Tatyana Lebedeva y la cubana Yargelis Savigne con dos títulos mundiales en la prueba.

En el 2016, nuevos triunfos se sumaron para la Ibargüen, hasta que el 5 de junio su racha invicta de 34 victorias llegó a su fin. En esta oportunidad su marca de 14,56 m quedó a 5 cm de la ganadora Olga Rypakova, precisamente la última atleta que le había superado en la prueba desde los Juegos de Londres 2012.

En reconocimiento a su destacada temporada, la Asociación Internacional de Federaciones de Atletismo (IAAF) la nominó como una de las candidatas a la «Atleta de año».

Sobre su responsabilidad de ser la gran favorita a subir a lo más alto del podio en Río de Janeiro conlleva "responsabilidad y motivación".

"Ser la opción de medalla de oro de un país crea un poco de presión, pero es positiva. Me llena de motivación tener la posibilidad de hacer realidad el sueño de los colombianos y el mío, que es tener un buen resultado en Río", dijo en Medellín.

Indicó que luego de emprender un "proceso de años" se siente lista para asumir lo que le presente la competencia y asimilar una eventual derrota.

"Llegaré a unos Olímpicos después de un proceso largo. Dejaré el alma en la pista y el resultado lo recibiré con orgullo. Espero que sea un oro", agregó.

Tags: 

¡Obtén lo mejor de telemundo deportes!