Horarios

Miguel Estrada es el referente de México en Beach Soccer

Miguel Estrada quiere hacer historia en el Beach Soccer

Hubo un tiempo en que Miguel Estrada pensaba el fútbol playa en función del fútbol de campo. De hecho, cuando México alcanzó sorpresivamente la final de la Copa Mundial de Beach Soccer de la FIFA Río de Janeiro 2007, el arquero llevaba apenas cuatro meses en la actividad, y esperaba que su gran actuación en la arena brasileña le diera revancha tras alejarse del club Pachuca.

Hoy mira las cosas desde otro lugar. A punto de disputar en Portugal su cuarto Mundial de la especialidad, el portero y referente de la selección mexicana tiene un objetivo mayor. "Quedar en la historia del beach soccer", cuenta con orgullo a FIFA.com. "Antes este deporte era para mí un trampolín para seguir jugando profesionalmente a fútbol de once, pero ahora busco la superación personal. Ansío un lugar con los Benjamin, los Burú, los Amarelle, los Mao, los Madjer... Gente que ha ganado prestigio haciendo esto. Me encantaría estar en esa élite", agrega Estrada.

Constancia y ambición

Además de experiencia le sobra vigencia. A punto de cumplir 32 años, Estrada fue elegido en abril el Mejor Arquero de la Eliminatoria de la CONCACAF para Portugal 2015, y es considerado por su entrenador Ramón Raya "uno de los pilares del equipo". Quizás por eso Raya, quien también conduce a la selección mexicana de futsal, lo haya utilizado como titular en la Copa Mundial de Fustal de la FIFA Tailandia 2012.

Estrada muestra sus condiciones en la playa desde 2007, cuando se presentó en sociedad. "En mi corazón siento que estuve entre los mejores de ese Mundial, pero todavía no se entregaba Guante de Oro. ¡Hoy me gustaría ese reconocimiento!", exclama sin pudor. Sus palabras no son egoístas, sino todo lo contrario: "Yo sé que si me enfoco en hacer las cosas lo mejor posible, voy a ayudar un 20% a que mi equipo gane. Es importante que todos tengamos metas individuales: si cada quien cree y desea hacer un buen Mundial, las cosas se unirán como en un rompecabezas".

El arquero sabe que la faena no será sencilla: el Tri comparte grupo con la tetracampeona mundial Brasil, la actual subcampeona España y la poderosa Irán. "No sé si el destino tiene algo contra nosotros, o nosotros en contra del destino, pero será la quinta vez que juguemos con Brasil en cuatro Mundiales. Hasta ahora nos ganaron siempre, pero para todo hay una primera vez", razona el dueño del dorsal 12, quién consideraría un fracaso no ser semifinalista en Portugal.

 

Más arena en su futuro

Pero las aspiraciones de Estrada sobre la arena va más allá del ahora. El arquero no es profesional del deporte que ama y vive de sus trabajos, entre ellos ser técnico de un equipo de fútbol de once universitario. "Hice el curso y me toca empezar por allí, pero mi idea es evolucionar y ser parte del cuerpo técnico de la selección de fútbol playa. Por ejemplo, puedo ser entrenador de arqueros. Creo que tendré mucho para darles a los que vengan detrás mío", esgrime este admirador de José Luis Chilavert y del fallecido Miguel Calero, su ex compañero en Pachuca.

Consultado sobre qué estilo de juego prefiere, responde risueñamente. "En México solemos decir que si juegas mucho tiempo para un técnico, se te pega su estilo. Así que como Ramón, me parece muy importante la táctica. La técnica depende mucho de las condiciones naturales, pero si tú logras un buen sistema y orden tácticos, vas a tener más posibilidades de ganar".

¿Significa eso que Portugal 2015 será su último Mundial desde adentro de la arena? "Ahora es difícil decirlo, habrá que esperar que termine el torneo y ver dónde estoy parado. Creo que todavía tengo cosas para aportar, y más allá de que a veces no es fácil dedicarle tiempo al deporte cuando no te reditúa económicamente, las ganas van a estar", avisa.

"De lo que sí estoy seguro", comienza a despedirse Estrada, "es que voy a intentar disfrutar de este Mundial como ninguno de los anteriores. Quiero entender cada detalle de lo que pase, tanto afuera como adentro de la cancha. Prestar atención a mis compañeros, a los rivales, al juego... Pasaron cuatro años desde el anterior, y ahora entiendo exactamente cuánto cuesta clasificarse y lo importante que es para mí".

Tags: 

¡Obtén lo mejor de telemundo deportes!