Horarios

Con 10 años dejó su casa en Ecuador para trabajar. A los 19, encontró su pasión en el levantamiento de peso. Hoy, con 36, Alexandra llega a Río dispuesta a todo.