Martín Onti: Y un día falló el sorteo

MADRID, España.- Sorteo de octavos de final en la Champions League en Nyon y lo que nadie quería, por desgracia salió elegido. La suerte barajada en el bombo para los equipos españoles no puede ser achacada más que al destino. No empecemos ahora con que el pobre Xabi Alonso tiene la culpa, que está gafado o que siempre fue un tío de mala suerte, porque en otras ocasiones con adversarios accesibles por delante no se permitía uno arremeter contra la buena fortuna de ocasión.

Es cierto que, quizá, el peor parado en la repartija de diciembre haya sido el Real Madrid. Los de Zinedine Zidane tendrán que vérselas con el Paris Saint-Germain de Unai Emery y toda la legión que nació de la ostentosa chequera del jeque árabe Nasser Al-Khelaifi. Un emparejamiento que resulta a todas luces el más importante, y a la vez trascendental, que arroja esta venidera fase de la Champions.
 
Importante porque es evidente que ambos son firmes candidatos al título de esta temporada, y trascendental porque el que quede en el camino tiene mucho, muy mucho que perder. Para cualquiera de ellos dos, la eliminación camino a los cuartos de final significará un duro golpe en el legado económico y en el futbolístico, como para afrontar lo que queda de competiciones con una autoestima muy resentida a nivel institucional e individual, sobre todo si repasamos los nombres que integran cada plantilla y la perspectiva futura de la gran mayoría de ellos rumbo a la Copa del Mundo en Rusia.
 
Los otros dos candidatos españoles en cuestión, si bien han tenido una elección más benévola para la ocasión -por llamarle de alguna piadosa forma- no resultan igual de tranquilidad para catalanes y andaluces respectivamente. Una vez más el fútbol inglés se cruza en el horizonte del Barcelona y del Sevilla para enfatizar que con adversarios como el Chelsea y el Manchester United, ni uno ni otro deberían sentirse aliviados en sus confrontaciones.
 
Sin embargo, la preocupación mayor, que recae en la capital de España, podría verse de manera muy positiva para la entidad de Florentino Pérez de vencer estos al PSG en esta instancia. El futuro del conjunto blanco se vería tan favorecido de cara a los próximos compromisos si se les gana a los parisinos, que el Madrid se constituiría en claro favorito para obtener la decimotercera copa en la competición de clubes mejor considerada del mundo.
 
Febrero y marzo del año entrante en poco a la vuelta de la esquina, mientras tanto los cálculos de posibilidades seguirán su curso normal. Hablar de alternativas a partir de teorías no tiene mayor validez que la aceptación de que después de un largo lustro la Champions League se podría quedar sin equipos españoles a partir de los cuartos de final.
 
Todo siempre salía a favor de lo esperado hasta que un día tocó lo no deseado. PSG, Chelsea y el Manchester United bien podrían ser los que despojaran a los españoles de disputar un lugar en el trono del cual parecen haberse adueñado durante los últimos años, justamente allí donde el Real Madrid reina a placer.
 
Martín Onti
 

Tags: 

¡Obtén lo mejor de telemundo deportes!