El estadounidense superó por nocaut técnico a David Carmona, lo sorprendente del combate fue que Lozano no era el rival original del mexicano.