Condenan al delantero argentino a 21 meses de cárcel por evasión fiscal, pero el goleador del Barcelona no pisará la cárcel.