El técnico alemán se mostró contento por la victoria de su equipo ante el West Brom gracias a un gol de Firmino, tras reconocer que el partido fue muy complicado.