La selección alemana recibe el trofeo y se declara campeona de la Copa FIFA Confederaciones Rusia 2017.